jaime-cabrera-FIL-Lima-1

Un blog que nació por gusto, pero que terminó cautivando a sus lectores

  • Pin It

Los cambios también traen oportunidades. Fue así como nació el blog Lee por Gusto, manejado por  Jaime Cabrera, periodista del diario peruano Perú.21. Le tocó enfrentar en su medio una tendencia mundial: la desaparición de notas culturales en diarios para colocar más noticias de espectáculos, por ejemplo.

“Al desaparecer la sección cultura del diario donde trabajo, me dije que la web era un espacio por explotar. Y como esto lo hago fuera de mis labores cotidianas en Perú21 me dije esto lo haré ‘por gusto’ –en el buen sentido de la palabra- y como el objetivo era difundir las nuevas publicaciones y a sus autores se me ocurrió ponerle al blog Lee por gusto”, contó Cabrera, quien también dijo que esa plataforma nació como una necesidad personal.

Aquí la entrevista que le realizamos para conocer más de este gran proyecto:

¿Lee por Gusto es un proyecto personal o tienes algunos colaboradores?
-En verdad es un proyecto que nació por iniciativa mía, pero al ver que el blog iba teniendo más visibilidad y de a poquitos se hacía conocido, algunos amigos se ofrecieron a colaborar de acuerdo a su disponibilidad de tiempo. Estos amigos que son escritores y han estudiado literatura, me ayudan con artículos y con reseñas de libros. Siempre les digo que gracias a ellos la página tiene mucho más peso y es más respetable. Además, me apoya mi enamorada, a quien le debo la creación del logo y quien me da sugerencias en el aspecto audiovisual. Me enseñó a editar videos, aunque valgan verdades solo sé el “ABC” de la edición.

¿Piensas tener un personal fijo?
-En verdad me gustaría tener un equipo fijo con el que trabajar, pero soy realista y sé que no estoy en condiciones de pagar por colaboraciones. Fíjate qué presente está aquí el nombre “por gusto” o por amor al arte digamos. Dependo de la buena voluntad de mis amigos, y soy yo básicamente el que se encarga de las entrevistas, edición de videos, tomar fotos, y la administración de las redes sociales, algo del que por cierto he aprendido sobre la marcha a hacer. Aunque parezca extraño, dado que tengo un blog, nunca he sido muy pegado a la tecnología. Ni lo soy aún, no sé si felizmente.

¿Cómo ves Lee por Gusto a futuro?

-Esa pregunta me la he venido haciendo justo en estos días. A veces pienso que me gustaría crear una revista en papel, otras una página web, un programa de radio, e incluso hasta una ONG vinculada a motivar el gusto por leer, pero no quisiera que pierda su esencia periodística. Es decir, me gusta entrevistar, redactar, pensar en algún artículo o reportaje que se pueda hacer. Ahora, digamos, que mi aspiración inmediata es que el blog se haga más visible y esto de a pocos se está dando.

¿Qué estrategia sigues en las redes sociales del blog? ¿Cómo decides cada cuánto tiempo publicar, qué contenido?
-Mira, mi estrategia principal ha sido preguntarme qué cosas me gustaría leer, o ver –en el caso de videos- que tengan relación con la literatura. Lo de la periodicidad fue también ensayo- error porque antes actualizaba cada media hora el Facebook , pero por sugerencia de mi amigo Marlon Aquino empecé a bajarle las revoluciones y empecé a actualizar cada una hora. En Twitter es diferente, actualizo cada media hora y, además, para evitar chocar con mis horarios de trabajo en el diario, programo los post con Hootsuite, y en el Facebook a través de su herramienta de programación. De tal manera que los días que tengo entrevistas las dos páginas están actualizadas. Es, a veces, una tarea extenuante, pero a la vez gratificante. Me pasa que me siento a veces como un discjockey que programa la música que le puede gustar a mí y al resto. Como te digo, he aprendido de pura intuición, pero también tomo en cuenta qué público nos sigue más. La mayoría de nuestros seguidores tienen entre 18 y 35 años.

¿Lee por Gusto estará pronto en otras redes?
-¡Qué más quisiera!, pero por lo que te acabo de contar con el Facebook y Twitter tengo ya bastante. He visto el Pinterest, pero no lo he explorado. En realidad no descarto más adelante poder explorar las otras redes, aunque me parece que Google+ no ha tenido mucha pegada.

¿Los temas culturales no tienen mucho espacio en los diarios peruanos? ¿A qué crees que se deba esto?
-Los diarios, como todos los medios de comunicación, son un negocio y los dueños quieren que más gente consuma sus productos. Sin embargo, creo que es un error usar las herramientas del marketing de manera tan directa con los contenidos periodísticos. Me refiero concretamente a los focus group. No creo que a los lectores que le pregunten qué sección leen primero, haya una rotunda mayoría que diga “yo leo primero la página de Cultura”. Creo que la página de Cultura engalana a un diario, es como cuando vas a la casa de alguien y encuentras una surtida biblioteca. Entonces creo que es un error haberle cerrado la oportunidad a los contenidos culturales. Salvo La República, en mucha menor medida El Comercio, los demás diarios están en deuda. Y mira qué estoy chocando con mi casa, Perú21. Pero es lo real. Felizmente la web –para bien y a veces para mal- aguanta todo, y ¿por qué no explotar Internet para difundir contenidos culturales?

¿Piensas que los peruanos se han interesado más por los temas culturales en los últimos años?
Hay una paradoja. Nunca como ahora hay más espacios culturales: salas de teatro, galerías de arte, hasta una cadena de multicines acaba de abrir una sala de cine independiente; hay también más editoriales jóvenes y con mucho ‘punche’. Creo que la gente sí está interesada, lo que pasa es que es abrumadoramente mayoritario el público que menciona a los programas de televisión porque la TV sigue siendo el medio masivo por excelencia.

En tu reciente viaje a la Feria del Libro de Buenos Aires, ¿qué diferencia pudiste entre el consumidor argentino de libros y el peruano?
-Bueno, primero tengamos en cuenta que cuestión de espacio la feria de allá es casi cuatro veces más grande que la nuestra, y que hay muchísima más producción editorial. La diferencia que quizá saltó a la vista para mí es que puedes ver a prácticamente todos comprando libros. Claro, allá el libro está mucho más barato, pero creo que ya hay una cultura del libro. Mientras que acá hay muchos chifas y pollerías, allá hay muchas librerías, y de todo tipo. Eso salta a la vista. Ahora, para que veas que en todos lados se cuecen habas, hubo un día en la Feria de Buenos Aires en que al mismo tiempo se presentaban Carlos Fuentes, Moria Casán y otro autor mediático. Estos dos últimos eventos rebasaban de gente. La civilización del espectáculo, diría Vargas Llosa.

¿Crees que fuera de Lima hay una demanda insatisfecha de libros?
-Sí. Creo que el centralismo se refleja en ese campo también. Ojalá eso cambie. No he tenido la oportunidad de visitar departamento por departamento a constatarlo, pero recientemente en la Feria del Libro de Huancayo lo pude notar grosso modo.

¿Cuáles son los principales motivos por los que un periodista debería ser un asiduo lector?
-Ahora que me haces la pregunta se me ocurre decir que así como el futbolista necesita dominar bien el balón y hacer grandes jugadas viendo a grandes jugadores, de igual modo los periodistas tenemos que dominar la palabra y en los grandes libros encontramos las referencias. Otro motivo es porque nos permite tener una visión del mundo, en cada libro hay la visión de mundo de un autor. Y otra razón es porque debemos tener supuestamente (hago énfasis en esta palabra) una aceptable cultura general. Es decir, saber sobre todo de historia del Perú. No necesariamente saber cuál es la capital de Madagascar, pero sí entender los procesos. Así, por ejemplo, al leer a Manuel González Prada te parecerá que su Discurso en el Politeama lo hubiera escrito ayer. Pero uno debe leer por convicción no fijándose en que necesita leer para algo. Al final, como escribí en la presentación del blog, leer no da réditos inmediatos. Es más una satisfacción personal. Ten en cuenta que antes no existían facultades ni escuelas de periodismo, y en los diarios de inicio del siglo XX escribían José Carlos Mariátegui, Abraham Valdelomar, por mencionarte algunos.

¿Qué libros le recomendarías a un joven periodista?
-Se me ocurre sobre todo leer a César Vallejo. Por eso a propósito procuro compartir sus poemas en el Facebook y Twitter del blog. Creo que así como lo que te dije con González Prada, con Vallejo parece que sus poemas los hubiera acabado de escribir. Luego mi sugerencia, simplemente porque a mí me motivó mucho en mis años de estudiante, es leer la obra periodística de Gabriel García Márquez. Sus Crónicas y Reportajes y sus Notas de prensa. Ah, y también a Ernest Hemingway. Cada vez que utilizo el punto y seguido me acuerdo de él, pero sobre todo por sus cuentos y por El viejo y el mar. La verdad que esta pregunta siento que todavía me queda grande, pues no soy el lector que me gustaría ser. ¡Hay tanto por leer y tan poco tiempo!

Visita el blog Lee por Gusto y sus cuentas en Facebook y Twitter (@LeePorGusto).

Periodista.




Leave A Comment