Entrevistas

El temor y el dolor del fotógrafo que captó las más impactantes imágenes en Boston

Por Lucia Calderón Portugal

Publicado el 16 de abril del 2013

El día de ayer, lunes 15 de abril, aproximadamente a las 3:00 de la tarde, dos explosiones de bomba se registraron en  la línea de meta de la maratón de Boston. En tan solo unos segundos, Boylston Street, lugar en donde momentos antes los corredores habían abrazado a sus familiares y amigos, se convirtió en el escenario de una película de terror.

El fotógrafo del Boston GlobeJohn Tlumacki, fue testigo de la tragedia y logró captar con su lente las explosiones y el caos posterior, desde la meta, en donde se inició todo. Su testimonio refleja el dolor y la impotencia que un reportero gráfico puede sentir en medio de una cobertura.

“Yo estaba cubriendo la línea de meta al nivel del suelo en la maratón. Todo iba como de costumbre. La gente estaba feliz, aplaudiendo… Y entonces oímos la explosión”, declaró el fotógrafo a LightBox.

Luego de correr a través de una gran nube de humo y de observar a varios corredores en el suelo, su instinto le dijo que continuara registrando los hechos con su cámara.  “La fuerza de la explosión arrojó mi cámara al aire. De pronto mi cabeza me dijo que no importaba lo que estuviera sucediendo, era un fotógrafo primero y eso es lo que tenía que hacer”.

Los explosivos mataron al menos a tres personas e hirieron a más de 140, muchas de ellas sufrieron lesiones de tipo metralla en las piernas y otras, mutilaciones en sus extremidades. Tlumacki fue testigo de esas imágenes: “Lo primero que vi fueron los brazos y piernas de las personas volando. Grandes cantidades de sangre. Habían agujeros en la parte posterior de algunas personas”.

TESTIMONIO EN IMÁGENES

Varias son las agencias de noticias que están circulando las fotografías capturadas por  John Tlumacki, la mayoría son imágenes bastante fuertes y en ellas podemos observar los momentos mismos de la tragedia.  LightBox le preguntó por una en particular que está causando revuelo en las redes sociales, en donde se observa a un corredor derribado junto a un grupo de policías.

El fotógrafo explicó  la escena: “Esa imagen fue capturada instantes después de la segunda bomba. El anciano fue derribado por la explosión y cayó al suelo. Los policías están simplemente reaccionando como policías. Ellos no sabían lo que estaba pasando”.

Tlumacki capturó un sinfín de escenas desgarradoras y conmovedoras.  El fotógrafo recuerda que cuando estaba en pleno registro fotográfico un oficial se acercó y le pidió algo indignado que por favor dejara de “explotar la situación”. Sin embargo, él continuó con la captura de imágenes: “Yo tenía que seguir haciendo lo que estaba haciendo”, dice.

Jhon Tlumacki, quien ha sido finalista de un premio Pulitzer y tiene más de 30 años de experiencia, ha quedado marcado con esta tragedia. Luego de ser testigo de las impactantes imágenes del día de ayer, ha dejado saber que no quiere seguir más: “Es inquietante ser periodista y tener que cubrir. Yo no quiero volver a tener que hacerlo de nuevo”. 

El tiempo lo dirá.

Fuente: Lightbox

Publicado por:

Estudiante de comunicaciones de la Universidad de Lima.

Sígueme

COMPATIR EN REDES

NOTICIAS RELACIONADAS

Alberto Salcedo: “El reto de un cronista es meterse por los intersticios de Wikipedia y de Google Noticias”

El cronista colombiano y recientemente ganador del Premio Ortega y Gasset, Alberto Salcedo Ramos, conversó con Óscar Martínez sobre el futuro de los escritos de no ficción y el impacto de la buena escritura en el periodismo.

13-08-13

México: Asesinan a fotógrafo de 22 años

Mientras en Veracruz alistaban una marcha para este domingo en protesta por la débil investigación del asesinato de una periodista y los ataques a la prensa, la madrugada del miércoles fueron encontrados los cuerpos mutilados de dos jóvenes, uno de ellos fotógrafo del diario Vanguardia.

25-04-13

The Guardian en Estados Unidos anuncia recortes en su equipo

The Guardian en Estados Unidos informó a su personal que habrá una nueva ronda de recortes dos días después de conocerse que el diario británico había pagado una fuerte suma de dinero para mudarse a un nuevo edificio.

22-03-17

COMENTARIOS