PeriodismoCultural

La prensa tiene el reto de cubrir sin prejuicios a la comunidad homosexual

Por Angela Vásquez Oliver

Publicado el 10 de junio del 2013

Foto: @EstebanMarchand

Foto: @EstebanMarchand

El periodista y activista gay, Giovanni Infante, inició su ponencia ‘La prensa, máquina de creación de maricones’ enfatizando que los medios cometen un error a llamar ‘gais’ a los homosexuales. “Los gais no existen, somos maricones”, dijo citando a la RAE en el II Encuentro Internacional de Periodismo Cultural – Perú 2013.

Infante graficó su exposición compartiendo las anécdotas de un artículo publicado en el Mercurio Peruano, espacio progresista del Perú ilustrado del siglo XVIII. En nota titulada “Carta sobre los maricones” del año 1791, se habla sobre los castigos que recibían los homosexuales en la época de la Colonia al pretender “desmentir a la naturaleza” y representar un “peligro para la sociedad virreinal”.

carta_sobre_los_maricones_gio_infante

Captura tomada de la publicación “Mercurio peruano de historia, literatura, y noticias públicas que da á luz ” – Google Books

El presidente del Movimiento Homosexual de Lima (MHOL)  también contó la historia de Francisco Pro, un mulato costurero al que le gustaba andar con un velo cubriéndole el rostro, como acostumbraban hacerlo las tapadas limeñas. “Cuando fue descubierto, lo sometieron al paseo de la vergüenza y lo expulsaron de la ciudad por maricón.”

Imagen facilitada por Gio Infante

Imagen facilitada por Gio Infante

En los casos mencionados y los demás que formaron parte de la presentación, la prensa lideró una campaña de persecución ayudando a la sociedad de damas católicas y a la policía a “capturar a quienes escandalizaban a la tradicional Lima”.

LA PRENSA PERUANA Y SU COBERTURA DE LA HOMOSEXUALIDAD

El escenario actual no parece haber cambiado demasiado. En el 2011, Infante escribió para este blog el post ’10 cosas que los periodistas peruanos hicieron mal al informar sobre los LTGB’, en el que basó gran parte de su exposición de hoy. Increíblemente, el panorama no ha mejorado desde entonces.

Aquí algunas de sus reflexiones:

1. Nuestras coberturas recogen nuestro itinerario de vida, creencias y prejuicios, por lo que es mucho más sincero transparentar nuestra postura a la audiencia antes de decir “yo no estoy de ningún lado” o, peor aún, hacerse el gayfriendly diciendo “yo tengo amigos gais pero…” y lanzar trescientos argumentos trasnochados.

2. La feminización como herramienta de ridiculización se instaló como práctica corriente en nuestra prensa amarillista gracias al SIN de Fujimori y Montesinos, y perdura hasta nuestros días. No es extraño que los relatos de los crímenes de odio incluyan datos que en otros asesinatos serían irrelevantes, como qué diseño y color de ropa interior vestía la víctima.

3. Los periodistas estamos obsesionados con el matrimonio igualitario. De otro modo, no me explico por qué esta demanda aparece como constante en la prensa aún en situaciones en las que el movimiento no habla de matrimonios sino de leyes y ordenanzas de no discriminación, o leyes que prevengan y sancionen drásticamente los crímenes de odio.

 Puedes seguir las conferencias en Twitter con el hashtag #RedCultPerú.

 

 

 

 

Publicado por:

COMPATIR EN REDES

NOTICIAS RELACIONADAS

“El periodismo puede rejuvenecer en manos de los dibujantes”

Crear nuevos espacios para las grandes historias. Esta es la apuesta de Cometa, un periódico de formato inusual que entrega informes atractivos en diversas presentaciones. En su tercera edición el cómic se hizo periodístico y aportó una innovadora manera de narrar hechos para esta profesión.

13-06-13

“Los medios difunden poca actividad cultural porque necesitan vender”

Usar la comunicación para luchar contra la discriminación y para promover la consciencia. Esto es lo que propone Fernando Olivos, coordinador de Ciudadaniasx, organización que vela por la construcción de ciudadanía a partir de defender los derechos de las personas.

10-06-13

Receta para fundar un nuevo medio y sobrevivir en el intento

Agencia Pinocho nació en 2005 como un grupo en Facebook y murió ese mismo año. Pero la idea de contar historias cotidianas que los medios masivos no cubría, trascendió. El cofundador de este sitio, Juan Miguel Villegas decidió revivir esta propuesta que ahora ha atraído el interés del periodismo.

11-06-13

COMENTARIOS