Claves

Las lecciones de Marcela Turati que todo periodista debe tener en cuenta

Por Esther Vargas

Publicado el 28 de septiembre del 2014

El merecido reconocimiento a la Excelencia Periodística otorgado por la Fundación Gabriel García Márquez para el Nuevo Periodismo Iberoamericano (FNPI) a la periodista mexicana Marcela Turati confirma una trayectoria impecable marcada por la sensibilidad y la vocación de contar historias necesarias para un mundo mejor.

Clases de Periodismo conversó con Turati sobre el oficio. El resultado: lecciones de periodismo puro.

HACER PERIODISMO BAJO AMENAZA 

-Para seguir haciendo periodismo durante esta emergencia (la que vive México) debemos jugar un doble rol: hacer nuestro trabajo periodístico lo mejor posible, lo más blindado posible, con los candados de la ética y la investigación impecable, y muchas veces sostenidos por un equipo de colegas con el que podamos burlar a los silenciadores. Al mismo tiempo tenemos que organizarnos para salir a defender la cancha, defender nuestro derecho a la libre expresión y el derecho de los ciudadanos a estar informados, evitar que se amplíen las zonas de silencio y que sigan silenciando a colegas en las regiones más peligrosas. Esto nos toca a los periodistas en este momento. Esto se logra armando redes, colectivos de apoyo, equipos de trabajo, y todos conectados.

marcela

RECOMENDACIONES PARA HACER PERIODISMO Y NO CAER EN LA CENSURA Y EL CONFORMISMO

  • La primera es que nunca se autocensuren ni se corten ellos mismos las alas, que sigan con la nota que tienen en mente hasta el final aunque en su empresa les adviertan que no se las publicarán. Que recaiga en los editores la culpa de la censura, pero nunca en uno mismo. No debemos acostumbrarnos al no y mutilarnos las manos. Estoy segura de que si el trabajo es realmente bueno el editor puede cambiar de idea y publicarlo. Ningún editor es tan tonto como para dejar un texto realmente bueno sin publicar.
  • Otra: Leer mucho. Leer siempre.
  • Que a los boletines de prensa y a las declaraciones de los políticos las tomen sólo como referencia, nunca como una nota ya acabada. Nuestro oficio no es el de transcriptores o voceros de los poderosos, tenemos que contrastar todos los anuncios oficiales, y eso implica tener a la mano una agenda con teléfonos de expertos, salir de las redacciones, caminar por las calles y hablar con la gente, hacer un trabajo de reportería en el sitio, convertirse en buen escuchador y en buen investigador. La base de todo es que las notas deben tener seres humanos en su centro y que nuestro lector o audiencia, después de recibir nuestra información, pueda responderse siempre la pregunta del “¿y a mí qué?, ¿y a mí por qué debe de interesarme este tema?”
  • No hay periodistas acabados, siempre estamos aprendiendo. Así que el consejo es que siempre pidan una segunda opinión sobre el reportaje que están por entregar porque la perfección no existe, ni entre los novatos ni entre los veteranos. Al día siguiente habría que revisar cómo abordó la competencia la misma información y ejercer la autocrítica.
  • Que se unan y defiendan la dignidad del oficio. Esta pasa por unirse para defender unas condiciones de trabajo dignas, seguras y en condiciones de libertad, para que los empresarios no se acostumbren al mal pago, para que los policías no sientan que tienen derecho a golpear a los periodistas, que los gobernantes no se crean con derecho a censurar ni dueños de la información.

 

LA RUTINA Y EL MIEDO

El antídoto contra la rutina es tener un ‘doble taller’ -como le decía Kapuscinski-, en el primero tenemos hacer lo que nuestra empresa nos exige y hacerlo bien, y sacar tiempo en nuestros ratos libres para un segundo taller en el que desarrollemos proyectos personales e investigaciones de largo aliento que encontrarán su espacio para ser publicadas.  No comparto la idea de que haya que “vencer” el miedo porque hay un miedo que nos protege y nos pone límites que nos salvan la vida, pero ciertamente hay otro, menos sano, que nos paraliza. Creo que el miedo se maneja mejor mientras más datos tienes y si tienes un equipo de soporte que te ayude a analizar los temores, el contexto y los actores, y a explorar las posibilidades. También a través del autoconocimiento. Contra la censura hay diversas estrategias. Pero para encontrarlas primero se requiere hacer un trabajo interno para nunca creerse que todo está perdido y que ya no se puede hacer nada, para no permitir que le pongan rejas a nuestra imaginación y nos amolden la mente para que anide al no. Se requiere hacer un trabajo interno para mantener viva la indignación y la esperanza. Y, aunque suene repetitiva, eso lo encuentro cuando me alío con otros que tienen mis mismas inquietudes y decidimos juntarnos para hacer posible otras realidades.

marcela3

CLAVES PARA SOBREVIVIR A UNA REDACCIÓN TRADICIONAL Y SIN VISIÓN

El periodismo vive sus mejores momentos, decía el año pasado la periodista Giannina Segnini cuando recibió el premio a la Excelencia Gabriel García Márquez. Nunca como hoy  habíamos tenido las herramientas tecnológicas que tenemos. Además, si chequeamos la lista de trabajos seleccionados como finalistas para las diversas categorías del premio este año veremos que la mayoría se hicieron en medios nuevos no tradicionales, medios empujados por periodistas jóvenes que siguieron un sueño con mucho sacrificio. Para los que se sienten inconformes en las redacciones tradicionales donde no se publica nada interesante yo aconsejo ser prácticos: hay que tener un trabajo que da de comer, con el que financiemos el periodismo que queremos hacer, y al mismo tiempo buscar esos espacios donde podamos publicar el buen periodismo. A veces uno puede encontrarle las grietas a la empresa donde trabaja a través de las cuales puede evadir la censura y publicar la información, otras veces puede usar medios electrónicos, sean desde el blog personal, el medio ya existente o el medio que queramos crear.

Lee un perfil de Marcela Turati aquí

Publicado por:

Periodista. Profesora especialista en periodismo digital, comunicación digital y social media. Directora de Clases de Periodismo y Sin Etiquetas. Consultora en Social Media. Soy editora de Audiencias del diario Perú21 del grupo El Comercio de Perú. Colaboro con la Fundación de Nuevo Periodismo Iberoamericano Gabriel García Márquez (FNPI).

Sígueme

Facebook Twitter

COMPATIR EN REDES

NOTICIAS RELACIONADAS

Periodista israelí Lucy Aharish critica en vivo a organizaciones como la ONU por situación en Siria

Lucy Aharish es una periodista de la cadena de televisión israelí Channel 2, reconocida como la primera presentadora árabe en una televisión hebrea en el país.

22-12-16

Conoce a la profesora que se convirtió en fotógrafa de guerra en Siria

El conflicto sirio coloca a la gente en situaciones de estrés bastante alarmantes. Sus vidas se han transformado, hasta la de una profesora de inglés en Aleppo llamada Nour Kelze. Ella ahora es una fotógrafa de guerra, informa el sitio NPR que tiene la historia. Kelze, de 25 años,  se convirtió en gráfica de Reuters después de que el medio […]

17-02-13

Veracruz: La estrecha relación de periodistas y el narco

Cinco hombres armados irrumpieron en un bar de la madrugada del jueves y mataron a un jefe de una banda de narcotraficantes de renombre, un reportero y otras cuatro personas en el estado de la costa del Golfo de México de Veracruz. La noticia que parecía un crimen contra la prensa independiente tenía un trasfondo doloroso para la libertad de expresión y los principios éticos.

14-08-15

COMENTARIOS