Noticias

The Guardian viene siendo invadido por “tráfico negro”

Por @cdperiodismo

Publicado el 04 de noviembre del 2014

En las últimas semanas, la página web de The Guardian es muy visitada. Sin embargo, nadie sabe de dónde vienen algunos de esos usuarios.

A eso se le llama “tráfico negro”, pues no puede ser rastreado. No se especifica si los usuarios vienen de Twitter o Facebook. En realidad, vienen de la nada.

Según Business Insider, los editores web pueden verificar normalmente si los lectores llegaron a la web de Google u otra página. Sin embargo, en estos días no pueden especificar algunas fuentes de referencia.

“Ellos parecen venir de la nada”, dijo la editora digital Tanya Cordrey. De hecho, compartió un gráfico donde se muestra una nota viral que tuvo popularidad en redes sociales. Pero hay un área marrón que no tiene una referencia web.

Si bien se tratan de nuevas visitas, eso podría perjudicar al medio porque siempre es bueno indicar a los posibles anunciantes de dónde viene su tráfico web. Cordrey señaló que entre el 10% y 15% del tráfico móvil no tiene un referente.

Hay dos hipótesis: que el tráfico venga de motores de búsquedas anónimos o que se ingresen de páginas seguras que mantienen el anonimato.

Vía Business Insider

Publicado por:

Sígueme

COMPATIR EN REDES

NOTICIAS RELACIONADAS

Medio Digital Pro Pública suma dos Pulitzer

El año pasado, la publicación digital ProPublica recibió un premio Pulizer por un artículo que mostraba el uso de la eutanasia en un hospital de Nueva Orleans después del huracán Katrina. Este año, volvió a sorprender con un nuevo reconocimiento. Los periodistas de ProPublica, Jesse Eisinger y Jake Bernstein, fueron reconocidos con este galardón en la categoría […]

19-04-11

Ventas de The Guardian caen tras subir el precio de su edición de papel

Tras subir en 20% el precio de su edición de papel, hoy se conoce que los resultados de circulación de The Guardian arrojan una caída, en promedio, de 9.000 ejemplares diarios.

24-10-11

Lo que aprendió The Guardian del caso Snowden

Alan Rusbridger, editor en jefe de The Guardian, remarca que durante años las organizaciones de noticias han tenido casi un monopolio de la información, simplemente porque tenían los medios de distribución en sus manos. Esto cambió. Y al abordar el polémico destape que realizó su reportero Glenn Greenwald sobre las escuchas ilegales del gobierno de los Estados Unidos, Rusbridger sostiene que como periodistas hay que tener una gran curiosidad sobre los contenidos creados por otras personas que no son profesionales.

09-03-14

COMENTARIOS